Hoteles en Barranquilla en calle 72 (3)

Hoteles en Barranquilla en calle 72

La calle 72 en Barranquilla es un epicentro cultural y comercial en la ciudad. Siendo su infraestructura la más amplia de la zona, los inversionistas han visto en ella la oportunidad empresarial más significativa hasta el momento, considerándola como la zona de los hoteles en Barranquilla en calle 72.

Hoteles como el Barahona 72, el Howard Johnson y el Suite Imperial 72 son un claro ejemplo del crecimiento económico por el que atraviesa esta zona de la ciudad; donde confluyen centros comerciales, almacenes de cadena como Éxito y Carulla, notarías, universidades, restaurantes, concesionarios, clínicas (Ips-Eps), entidades bancarias, entre otros. Razones por las cuales los hoteles en Barranquilla en calle 72 son las opciones de alojamiento más solicitadas.

Las nuevas oportunidades económicas que afronta la ciudad se deben en parte a los ingresos, que fortalecen el capital inversionista, gracias al aporte de los hoteles en Barranquilla en calle 72, tanto en calidad de vida para las personas como en nuevas oportunidades de empleo.

El empleo es un factor que en la ciudad va en aumento, las cifras son alentadoras. Mientras decrecen las cifras de desempleo, la gente se ocupa más en trabajos estables, con prestaciones y seguridad social para sus familias. Empleos ofertados dentro de la categoría de servicio al cliente son los más destacados en los hoteles en Barranquilla en calle 72.

Dentro de la categoría de servicio al cliente, en los hoteles en Barranquilla en calle 72 son solicitados personal que labore en las áreas de aseo, mantenimiento, botones, recepcionistas, cocineros, meseros, vigilantes y hasta salvavidas, masajistas y entrenadores personales. Todos en conjunto conforman el talento humano de los Hoteles en Barranquilla en calle 72.

Además, en loshHoteles en Barranquilla en calle 72 dicho talento humano está capacitado en el buen trato a los huéspedes, un trato cordial y amable sin sobrepasar los límites de la confianza; asimismo, están prestos a servir de buena voluntad y reconocer las oportunidades de fortalecer la imagen de la ciudad ante los visitantes, pues son conscientes de ser la primera impresión de Barranquilla.